miércoles, 17 de agosto de 2016

LA TECNICA DEL CO-WASH TE ENCANTARA LO QUE HACE POR TU CABELLO




¿Alguna vez te has preguntado por qué a pesar de todos los cuidados que tienes con tu cabello, este no se ve como deseas? O, ¿por qué a pesar de lavarlo con tanto esfuerzo, no luce fantástico?
Pues, quizás, la razón resida justamente allí: en el modo en que lavas tu cabello. ¿Una posible solución? Abandonar el uso de shampoo y explorar la tendencia denominada co-washing, que cada vez más mujeres están llevando a la práctica.


¿De qué se trata?

El procedimiento viene llamando hace un tiempo la atención del mundo de la belleza por ser un método que descarta el uso del shampoo al momento de lavar el cabello. Aquí te contamos como evitar la acción negativa de los sulfatos y cambiarte a esta novedosa forma de limpieza.
Hay expertos que han comenzado a apostar en el acondicionador como el producto estrella de los cuidados capilares. El co-wash, abreviatura del término "conditioner washing" o "lavar con acondicionador", evita el uso del shampoo durante a limpieza, ya los sulfatos presentes en su fórmulas abren las escamas de las hebras, dejando los cabellos vulnerables a la resequedad y pérdida de nutrientes.
Si por lo general siempre se utiliza primero el shampoo que retira las impurezas como óleos, grasas, siliconas insolubles, entre otros. Posteriormente aplicamos el acondicionador para promover que las mechas se desenreden, queden suaves y reponga activos benéficos a las hebras, de acuerdo con su necesidad con el método co-wash el orden de los productos es distinto.
"Con este las impurezas son retiradas apenas por medio mecánico, o sea, por medio de la fricción de los dedos. El cabello también se beneficia con el producto, pues debido a su pH, el acondicionador mantiene la cutícula sellada, apenas limpiándolo y tratando" Al evitar el shampoo, también evitas todos los ingredientes nocivos que eliminan los aceites y nutrientes naturales de tu cabello. Si no prestas atención al tipo de acondicionador que eliges para incorporar el co-washing, es probable que tu cabello termine muy pesado y grasiento. Por lo tanto, cuando compres tu acondicionador procura que este contenga un bajo contenido de silicona y sulfato.
Y si encuentras el tipo de acondicionador hecho especialmente para limpiar y no solo hidratar, ¡muchísimo mejor! 
Pero, ¡atención! Es necesario tener en cuenta ciertos aspectos del co-washing, ya que no es una alternativa TAN simple..

Detalles de su funcionamiento


El procedimiento es recomendado para cabello extremadamente resecos y la técnica es muy parecida al ritual hecho al ingresar al baño. Con las hebras mojadas aplica la cantidad ideal de acondicionador para el cabello, pasando el producto de la raíz a las puntas con un masaje suave.

El procedimiento debe ser intercalado con la rutina normal de acuerdo con la necesidad del cabello.

1. Primero peina muy bien tu cabello. Debes mojar muy bien tu cabello, aplica el acondicionador muy bien sobre todo el cabello y cuero cabelludo, dando un masaje vigoroso con la yema de los dedos y deja actuar el acondicionador unos cinco minutos, para que los agentes limpiadores actúen en el cabello.


2. Luego de este tiempo debes enjuagar muy bien tu cabello, eliminando todo el producto, para luego aplicar de medios a puntas tu acondicionador favorito para darle suavidad y desenredar mejor el cabello. No te apliques jamás el acondicionador final en las raíces ya que puedes hacer que se caiga el cabello.


3. Puedes cada ocho días lavar tu cabello con un champú normal, para eliminar cualquier residuo que pueda quedar en el cabello, sin embargo el día que lo hagas notarás que tu cabello se ve pesado, sin brillo y áspero.


4. Si tu pelo es muy graso puedes alternar este método con el uso de un champú suave, por ejemplo uno para bebés. Te aconsejo aplicar el acondicionador como mencioné antes y aplicar un poquito de champú.




Aspecto negativo del co-wash

Para el químico Marcello Correa el problema más grande con la técnica es la eliminación de substancias como siliconas y petrolatos, presentes en muchos productos del tratamiento que no son solubles en agua y sólo salen del cabello con ayuda de activos detergentes, como los presentes en el shampoo.



Recuerda que la piel en tu cuero cabelludo funciona de la misma manera que el resto de tu piel; por lo tanto, es recomendable que también lo protejas contra el sol y lo cuides con productos que lo mantengan hidratado.
Como ves, este truco es muy sencillo y tiene todo el potencial de causar una revolución en tu cabello. ¿Lo vas a probar?





No hay comentarios:

Publicar un comentario